Informe Forcadell prevé recuperación del mercado de oficinas segundo semestre

El mercado de oficinas de Barcelona, cuya actividad se ha paralizado por el coronavirus, podría recuperar los niveles de contratación en la segunda mitad del año, según el último Informe de Mercado de Oficinas de Forcadell.

El informe señala que el mercado de las oficinas de Barcelona cerró el año 2019 con los niveles más altos de contratación en los últimos trece años, unos 395.000 metros cuadrados contratados; y con un volumen de inversión de 1.600 millones de euros, el mejor resultado en los últimos veinte años.

Ante la situación de emergencia generada por el coronavirus, este sector ha tenido que detener de manera temporal sus operaciones, pero no cancelarlas; y según el director de oficinas de Forcadell, Manel de Bes, la actividad «se retomará en la segunda mitad del año, pero con algunas reglas del juego cambiadas».

Así, sectores como el bioquímico y el farmacéutico, que acumulan dos años de incrementos y que alcanzaron una cuota de mercado del 9 % en el segundo semestre del 2019, mantendrán esta tendencia al alza a lo largo de este año debido a su papel en la crisis generada por el coronavirus.

El sector e-commerce será otro de los mercados que se verá reforzado a pesar de las repercusiones económicas que está teniendo la expansión de la COVID-19.

La consultora también prevé que el mercado de las oficinas tendrá que ajustarse a las nuevas necesidades del mercado laboral, que requerirá más flexibilidad, y también espera que se paralicen los incrementos de las rentas de las oficinas, que acumulan seis años de incrementos.

El último Informe de mercados de Oficinas de Forcadell del 2019 constató que el precio por metro cuadrado de las oficinas en Barcelona había incrementado un 7 %, alcanzando los 16,20 euros por metro cuadrado.

Otra de las consecuencias de la expansión del coronavirus será la ralentización del «coworking» (espacios compartidos de trabajo) durante este 2020, que había experimentado en 2019 un incremento de casi el 50 % con respecto al 2018.

A pesar de este parón, la consultora espera que el «coworking» salga finalmente reforzado, ya que el mercado laboral y las empresas se están adaptando a la modalidad del teletrabajo y «están comprobando la importancia de la flexibilidad», lo cual acabará favoreciendo al sector «coworking».

Forcadell también prevé que la tendencia a la baja de la tasa de disponibilidad de Barcelona, que acumula descensos consecutivos desde el 2013 y que cerró 2019 con un 6 %, se invierta en el período 2020-2021 debido a una mayor oferta de oficinas.

De esta manera, la consultora espera que a partir de este año y hasta el primer semestre del 2022 se hayan incorporado más de 316.000 metros cuadrados de oficinas mediante la modalidad del pre-alquiler, lo que cubrirá «una demanda que se mantiene muy elevada», según señala Bes.

Fuente: lavanguardia

Diseñado por IndianWebs